Pedro Sánchez, en rueda de prensa en la Almudaina tras el despacho con el Rey. | Jaume Morey

0

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado este martes la bonificación de los bonos de tren y metro en Baleares a partir del 1 de septiembre y hasta finales de año. Sin embargo, durante su comparecencia omitió que la única isla balear que dispone de red ferroviaria es Mallorca, mientras que en Menorca, Ibiza y Formentera, el único transporte público terrestre es el autobús.

Horas después, la presidenta del Govern, Francina Armengol, se vio obligada a deshacer el entuerto creado por Sánchez y, tras reunirse con el mandatario, anunció que finalmente los billetes de autobús de Menorca, Ibiza y Formentera contarán con descuentos de hasta el 70% entre el 1 de septiembre y el 31 de diciembre ya que el Gobierno central bonificará un 50% adicional en el precio final. En la isla de Mallorca, el billete de autobús será un 50% más barato.

Armengol detalló que el Ejecutivo del Estado ya permite, a través de una convocatoria estatal, reducir el precio del billete un 30%. Con el acuerdo pactado ayer, los Consells que aporten recursos para incrementar este porcentaje hasta el 50%, recibirán otro 20% adicional por parte del Estado, llegando así a descuentos de hasta el 70% en el transporte terrestre. En otras palabras, el Consell de Ibiza tendrá que aportar un 20%.

Previamente al anuncio de Armengol y tras conocerse solo la propuesta de Sánchez, responsables políticos de Ibiza habían expresado su indignación por el trato que la isla iba a recibir por parte del Ejecutivo nacional. El conseller de Transportes en Ibiza y coordinador de Ciudadanos en las Pitiusas, Javier Torres, aseguró que el anuncio formulado durante la mañana por Pedro Sánchez era «la constatación de que el Govern balear solo ha negociado en favor de Mallorca y no del conjunto de las islas».

Al conocer que habrá bonificaciones en todas las Baleares, igualmente lamentó que, al final, en Mallorca tendrán tren gratis y un 50% de descuento en el precio del autobús, mientras que en el resto de islas «tenemos que poner de nuestra parte, de parte de los Consells con recursos propios, un 20% extra. Tenemos que poner dinero para financiar una medida, aunque en principio habíamos pedido que se aplicara la gratuidad íntegra de todo el sistema».

Noticias relacionadas

El conseller aseguró que su objetivo principal es «no discriminar, no generar agravios comparativos y no crear ciudadanos de segunda y de tercera», aunque finalmente «lo que nos hemos encontrado tristemente es esto último».

Torres avanzó, además, que trabajarán desde el Consell para bonificar con ese 20% adicional el coste del servicio de autobús y lograr así que el agravio para los ibicencos sea «el mínimo posible», aunque reclamarán esa cantidad al Govern y reivindicarán que se siga exigiendo la gratuidad del servicio de autobús para todas las islas «y no solo para el tren de Mallorca».
El conseller volvió a asegurar que, por parte del Govern, se ha faltado al respeto al resto de Baleares: «Si éste es el federalismo interior del que habla la presidenta Armengol, no es el federalismo interior que queremos nosotros».

En un primer momento, el Gobierno solo iba a subvencionar al 100% los bonos de transporte en empresas públicas estatales como Renfe, lo que motivó la queja de la presidenta del Govern.
Pedro Sánchez también aclaró ayer que, para Canarias, archipiélago donde no hay tren, se elevará el descuento de los bonos de autobús al 50% y no detalló el coste que tendrá esta iniciativa para las arcas del Gobierno.

Críticas

Hace algunas semanas, el vicepresidente segundo del Consell de Ibiza y conseller de Innovación, Transparencia, Participación y Transportes, Javier Torres, ya expresó sus críticas hacia el Govern por reivindicar solo para la isla de Mallorca la gratuidad de sus servicios ferroviarios, mientras se olvidaba del resto de Baleares.

También aseguró que, aunque en el Ejecutivo autonómico <<están desconectados de la realidad insular fuera de Mallorca>>, el Govern debe luchar <> para que la gratuidad se pueda aplicar también en Ibiza y, en concreto, en el servicio del transporte público de autobús.

Además, en la carta remitida al Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, solicitaban al Estado alternativas o medidas adicionales para compensar los efectos de la insularidad. Entre dichas medidas estaría la ampliación del descuento de residente en el servicio de transporte aéreo y marítimo.