Las obras de canalización continúan por Vila y Sant Antoni y tienen previsto empezarlas en las zonas de Puig d’en Valls y Jesús en el mes de noviembre. | Toni Escobar

0

El despliegue de gas natural continúa a buen ritmo y ya son 2.500 los puntos de suministro que hay en la isla de Eivissa, lo que abastece ya a cerca de 10.000 personas en Eivissa, según explicó ayer el delegado de Redexis Gas en Balears, Miguel Mayrata.

El despliegue del gas natural empezó hace año y medio en Eivissa y tiene previsto continuar su expansión este año por Vila, Sant Antoni y empezar en Jesús y Puig d’en Valls, que son las localidades colindantes con Vila. «El despliegue de la infraestructura en la isla está yendo muy bien; estamos muy satisfechos no sólo por cómo ha sido de receptiva la administración sino por la propia recepción de los usuarios. Actualmente tenemos 2.500 puntos de suministro en la isla cuando en nuestras mejores expectativas era captar del orden de 500 por año con lo cual ahora tendríamos que tener cerca de 600 puntos cuando estamos en 2.500; esto quiere decir que hemos multiplicado casi por cinco la penetración del gas natural».

El porcentaje

En este sentido, calculan que han desplegado ya el 30% del gas natural previsto. «Son índices de penetración muy improtantes teniendo en cuenta que la media en Balears es del 15% y en todo el país de un 28% con lo cual hemos superado en un año y medio la media nacional y la balear; esto significa que la aceptación es muy importante», destacó Mayrata. Por el momento, el gas natural está más presente en casas particulares ya que empezaron por la zona de Can Misses y fueron bajando hacia calles como Ignasi Walllis y Pere Francès. La expansión continuará este año y en invierno empezarán la canalización del principio de platja d’en Bossa (la parte de Vila). «Además continuaremos con el desarrollo de Sant Antoni, luego por la bahía hacia cala de Bou y luego empezaremos por la zona de Puig d’en Valls y Jesús, que son las zonas colindantes a Vila», apuntó el delegado de Redexis Gas en Balears. De esta manera, habrá cuatro municipios que podrán disponer de gas natural. Este año, además, prevén sumar otros 1.500 puntos de suministro «que podrían llegar hasta 2.500 más; las previsiones de crecimiento en la isla de Eivissa son espectaculares».

Cabe destacar que para el año 2017 prevén la construcción en el núcleo urbano de Santa Eulària de una planta de gas natural licuado para que pueda llegar el suministro al municipio. «Hay un gasoducto en Sant Antoni que nos permite abastecer a esa zona y a Vila, pero Santa Eulària está más alejado y entonces hay dos opciones. O construir un gasoducto secundario que se una con Sant Antoni o bien construir una planta de gas licuado, que es la forma más inmediata de disponer de gas natural sin tener que construir un gasoducto», concluyó Mayrata, quien agradeció la predisposición de «todas las administraciones» en el despliegue de este combustible.

El ahorro medio para particulares está entre un 40% y un 45%, porcentaje que se incrementa hasta un 65% en el caso de los hoteles. «Además del ahorro económico, el gas natural es el combustible fósil menos contaminante», concluyó Mayrata.

LA NOTA

No descartan Dalt Vila «si hay demanda»

En cuanto a si llegará el gas natural a Dalt Vila, Mayrata destacó que es una zona “con poca densidad de población”, pero que “si salen peticiones y hay gente interesada se tendría que estudiar; no negamos el suministro a nadie porque nuestra actividad está regulada”. En este sentido, Redexis Gas cuenta con un equipo de arqueología. “Hay unos requerimientos arqueológicos a la hora de canalizar que tenemos que tener en cuenta y nosotros tenemos arqueólogos a pie de obra”, apuntó.