3

Podría decirse que el Paseo de Vara de Rey, o paseo de S’Alamera, es una de las zonas más emblemáticas y conocidas de la isla de Ibiza. Tanto residentes como turistas que visitan la isla han paseado a lo largo de sus 270 metros en más de una ocasión. Por tanto, Vara de Rey podría considerarse para Ibiza lo que la Plaza Mayor a Madrid o Las Ramblas a Barcelona
Ubicado en pleno corazón de Ibiza, esta zona sirve de unión entre el puerto, el barrio de La Marina y el Eixample (ensanche) del resto de la ciudad, zona construida posteriormente.

Vara de Rey cuenta con multitud de negocios y locales de todo tipo: bares y restaurantes, tiendas de zapatillas, hostales, farmacias... Uno de los locales más emblemáticos es el Hotel Montesol, uno de los más antiguos de la isla, inaugurado en 1933 bajo el nombre de Gran Hotel Ibiza.

Más espacio

Indiscutiblemente, en Vara de Rey los bares toman la delantera en una zona en la que predominan las terrazas, más si cabe después de la remodelación de 2017, en el que se convirtió en exclusivamente peatonal. «A mi parecer, la zona tomó otro color desde las obras de hace unos años. Se ha ganado mucho espacio para los peatones», explicó Daniel, residente de la zona, a Periódico de Ibiza y Formentera.

Lo cierto es que no todos opinan como Daniel. «Personalmente me gustaba más antes. A los cambios hay que hacerse», puntualizó Jose, que trabaja en un local situado un par de calles más a la derecha.
Una de las cosas en las que coinciden algunos de los residentes del Paseo de Vara de Rey es que, por su ubicación, se encuentra cerca de distintos puntos de interés turísticos. «Es fantástico poder ir caminando a todas partes. Tengo el Puerto de Ibiza cerca y el Castillo de Dalt Vila a pocos minutos andando, también», asegura Gema, quien vive en la zona con su pareja desde hace varios años.

Céntrico y transitado

Los 270 metros de paseo cuentan con grandes árboles que proporcionan sombra, especialmente a los bancos ubicados a lo largo del paseo. En el centro del paseo se ubica el monumento a Vara de Rey, un general ibicenco que murió defendiendo heroicamente su plaza en la Guerra de Cuba. Asimismo, hay que destacar la Plaza del Parque, otra encantadora plaza situada a apenas veinte metros de Vara de Rey. «Nunca habíamos venido a Ibiza. Este paseo está genial para escansar un poco después de recorrerte el castillo», contó Laia, que voló desde Barcelona para disfrutar de unos días de la isla.

Asimismo, al ser una de las zonas más transitadas de la ciudad se suelen concentrar la mayor parte de actividades multitudinarias de la ciudad, como manifestaciones, exposiciones de arte o festivales.