Las ponentes Ángela Ponce y África Pastor, en un momento de la charla. | Marcelo Sastre

0

¿Quién soy? Según expertos en materia LGTBIQ+ responder a esta pregunta desde el punto de vista de la identidad sexual y de género no siempre es fácil y menos hacerlo durante la adolescencia, una etapa llena de confusiones relacionadas con el sexo y la sexualidad.

Por este motivo, y aprovechando el inicio de la semana del Orgullo, Santa Eulària celebró este miércoles en el municipio una jornada de conferencias en el Teatro España, bajo el título Vívete, respeto y libertad. Más de 50 estudiantes de Secundaria, del IES Xarc y del IES Quartó del Rei, participaron en esta charla educativa a cargo de tres ponentes expertos en materia LGTBIQ+.

«¿Qué significan estas siglas?», preguntó Javier Armentia, el primer conferenciante de la jornada. De repente, solo dos manos se alzaron entre la multitud de estudiantes para contestar a la pregunta de este divulgador científico.

La joven, que respondió correctamente, se llevó los aplausos de sus compañeros, como si conocer el significado de cada inicial fuera una gran hazaña. Esta falta de participación por parte de los alumnos fue el reflejo, según los expertos, del largo camino que tiene que recorrer el ámbito educativo para abordar algunas de las cuestiones relacionadas con este colectivo. «El centro escolar es uno de los responsables de la evolución del respeto y de la tolerancia hacia la diversidad sexual», puntualizó el ponente.

No obstante, pese a que todavía queda mucho trabajo por hacer, desde el Ayuntamiento de Santa Eulària siguen aportando su grano de arena para visibilizar y defender los derechos del colectivo. Sin ir más lejos, la atención de los estudiantes fue máxima durante toda la charla.
«Los jóvenes tienen que reflexionar sobre la diversidad sexual y la identidad de género. Es importante que conozcáis las 10 medidas PRISMA para la igualdad de personas LGTBIQ+», apuntó. En este sentido, señaló que es esencial que la ciencia recoja más historias reales que cuenten los desafíos enfrentados por esta comunidad.

Sin duda, uno de los momentos más esperados de la ponencia fue conocer uno de estos relatos: la historia de la primera mujer transexual que se ha convertido en Miss Universo España, Ángela Ponce.

Esta mujer, junto a la escritora y conferenciante África Pastor, transmitió a los alumnos, desde el primer momento, la importancia de poder identificarse. Su objetivo, durante la charla, fue orientar e informar a los estudiantes para hacer frente a dudas y preocupaciones sociales relacionadas con este colectivo.

«La identidad de género hace referencia a quién soy y la orientación sexual a quien amas. Por lo tanto a quien amo no define quién soy», explicó Ángela Ponce a los alumnos. Miguel Torres, uno de los estudiantes de Secundaria, aplaudía a sus palabras con afán.

Más participación

Durante la conferencia, África Pastor, con la intención de conseguir la participación de los asistentes, puso varias diapositivas e hizo algunas cuestiones: «¿A qué edad fuisteis conscientes de vuestro género?», preguntó.

La mayoría contestó que a edades muy tempranas. «Se nos asigna un sexo en el quinto mes de embarazo, pero no es nuestra identidad sexual. La definiremos con los años», explicó. Por su parte, Ángela Ponce señaló que la tradición le ató y que, al no sentirse aceptada, hacía todo lo posible por no ir al colegio ni a los médicos. «Mi cuerpo es un tronco y la transexualidad es una de mis ramas. El color de mis ojos es otra y mi altura otra», subrayó.

Además, puntualizó que personas transexuales hay en todos los ámbitos sociales. «Sin duda, estas ponencias sirven de ayuda a los estudiantes para reflexionar sobre la sociedad y la diversidad de género. Son esenciales para visibilizar al colectivo», subrayó una docente.